Salud

No es necesaria ninguna vacuna para entrar en Turquía. No es necesario que lleve medicamentos a no ser que sufra alguna enfermedad especifica. Aunque no hay que temer riesgos sanitarios, el calor y el cambio de alimentación pueden producir trastornos intestinales. Es conveniente por tanto llevar un anti-diarreico o un antiséptico intestinal. En las farmacias de Turquía (ECZANE) pueden despachar medicamentos sin receta medica, incluidos antibióticos. Los médicos hablan por lo general además del turco un segundo idioma como el francés, alemán o inglés.

Agua

Desde hace mucho, el ayuntamiento de Estambul anuncia que el agua del grifo es potable. Pero la mayor parte de la gente local suele comprar agua mineral para beber en las casas. En el resto de Turquía, cambia la situación en cada pueblo, por lo tanto para evitar los problemas por no ser potable, o bien, solo por cambio de agua, se aconseja siempre beber agua embotellada. Para lavar los dientes etc. no existe algún problema. El precio de una botella 1.5 litro, en la área turística, suele ser €1.5.

Los servicios

Los servicios o baños públicos (Tuvalet, en turco o se indica con las letras WC) en las áreas de servicios de las carreteras, en algunos restaurantes y bares, en los cines son de pago. Los precios de los servicios oscilan entre €0.30-0.50

Excepto las instalaciones nuevas que tienen inodoro clásicos “en turco alafranga“, pueden encontrar en muchos sitios el tipo tradicional con un agujero en el piso, o sea inodoro a la turca “en turco alaturka“. Lo habitual en Turquía es lavarse, por si acaso, es recomendable controlar papel higiénico.

En todo el país para encontrar algún aseo sin complicaciones hay que dirigir a una mezquita más cerca que casi todas tienen un “tuvalet” de pago.

Horarios laborales

  • Bancos: de 09.00 a 12.00 horas y de 13.30 a 17.00 horas (cerrados sábados y domingos. Últimamente algunos bancos no cierran a mediodía y sábado hasta a mediodía)
  • Oficinas de cambio: de 09.00 a 19.00 horas (domingos cerrado).
  • Tiendas: de 09.00 a 19.00 horas (cerrados los domingos. En algunos centros turísticos y centros de las ciudades algunas permanecen abiertas hasta las 22.00 horas e incluso los domingos.)
  • Gran Bazar: 08.30 a 19.00 horas (cerrado los domingos)
  • El Bazar Egipcio: 08.0 a 19.30 horas
  • Horario de verano: en algunas regiones de Turquía las administraciones y otros establecimientos cierran por las tardes durante el verano.
  • Los días festivos es sábado y domingo. El viernes, es un día laboral, normal y corriente.
  • Turquía utiliza el mismo sistema métrico que el resto de Europa.

Los días festivos

Fiestas nacionales que son fechas fijas.

  • 01 de enero: Año Nuevo
  • 23 de abril: Los niños y Parlamento
  • 01 de mayo: Día de trabajo
  • 19 de mayo: Juventud y Deporte
  • 30 de agosto: La victoria
  • 29 de octubre: República

Fiestas religiosas que tienen fechas variables

  • 05, 06, 07 de julio 2016: Ramadán
  • 12, 13, 14, 15 de septiembre 2016: Sacrificio
  • 25, 26, 27 de junio 2017: Ramadán
  • 1, 2, 3, 4 de septiembre 2017: Sacrificio
  • 15, 16, 17 de junio 2018: Ramadán
  • 21, 22, 23, 24 de agosto de 2018: Sacrificio

Las fiestas de la República, Ramadán y Sacrificio empiezan medio día anterior.

Seguridad

¿Es seguro viajar a Turquía? o ¿Cómo está la situación? Son las preguntas más habituales entre las personas que planean viajar a este país. Es cierto que Turquía en este aspecto, tal vez, es uno de los países más desconocido o peor informado del mundo. La tasa de crimen es la más baja en comparación con muchos países del mundo. Los turistas pueden andar por muchos lugares noche y día con seguridad. En general, los occidentales tiene muchos prejuicios que sólo desaparecen cuando por fin visitan Turquía. Se puede decir que Turquía es un país seguro para viajar. Por eso que cada año recibe casi 35 millones de turistas.

Naturalmente, se recomienda a los viajeros que tomen las mismas precauciones que en otra parte del mundo. Aunque aumentan los hurtos, los robos y los pequeños atracos, la situación todavía no es tan grave como en muchas capitales europeas. Especialmente en Estambul (Gran Bazar, Bazar Egipcio, Sultanahmet y Taksim) debe rechazarse tajantemente cualquier ofrecimiento de bebida o comida que no provenga de una persona de la más absoluta confianza. Hay que estar atento al comprar algo en la calle. Dejar en la caja fuerte del hotel la cantidad del dinero que no necesita y los documentos, son algunas medidas que pueden tomar. El resto del país no tiene los problemas de esa ciudad gigantesca. También lo que conozco, después de estar unos días, por el ambiente seguro, los viajeros se relajan mucho, dejan de cuidarse mucho, y invitan los problemas.

COMPARTIR

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Ingrese su nombre aquí